Ejercicios para la memoria: importancia del entrenamiento habitual

Uno de los procesos cognitivos que mayor nivel de deterioro sufre con el pasar de los años es la memoria. El fallo de la memoria es uno de los problemas que más aqueja a la población que sobrepasa los 60 años de edad. No olvidemos que actualmente hay una población en aumento que no ha sobrepasado el umbral de la vejez y suelen presentar distintos tipos de amnesia. Practicar constantemente ejercicios para la memoria mejora significativamente tus capacidades cognitivas.

Ejercicios para la memoria

Suponer que las discapacidades en el proceso de memoria vienen entrelazadas con el aumento de la edad, estamos equivocados. A pesar de que los factores biológicos y genéticos juegan un rol importante en los déficit cognitivos, la neurociencia demostró que si los individuos se someten a la práctica constante de ejercicios para la memoria su funcionamiento mejora significativamente.

Debemos enfocar el entrenamiento del cerebro como si se trata de un musculo más de nuestro cuerpo. Hay que entrenar nuestro cerebro porque lo que no se usa se daña. La continua actividad del cerebro favorece la fuerza de la conexión sináptica; dicha fuerza de ínter-conexión tiene consecuencias mucho mas importante que el volumen de neuronas en sí, debido al fenómeno de plasticidad de neuronal.

Ejercicios para la memoria

Al mantener estímulos cerebrales continuos practicando ejercicios para la memoria, favorecemos la salud del cerebro evitando el deterioro progresivo de las destrezas cognitivas. Hoy en activa tu cerebro vamos a dejarte una serie de ejercicios para la memoria que funcionarán a suerte de entrenamiento con el fin de mantener la salud de tu cerebro.

Sudoku

La mayoría de los periódicos locales en la sección “entretenimiento” poseen un cuadro de Sudoku, juego matemático cuyo objetivo es rellenar casillas y celdas con números del uno (1) al nueve (9) partiendo de algunos dígitos numéricos previamente dispuestos en algunas de las celdas.

El fin del juego es que ningún dígito se repita en las filas y columnas del juego, para lograrlo se necesita hacer uso de capacidades cognitivas como atención, concentración, memoria y lógica.

Ejercicios para la memoria

Sumas y restas

Algo tan sencillo como tomar un papel y disponer sumas y restas lineales o disponer al azar algunos resultados donde debas colocar dígitos correctos para conseguir el número exacto del total.

Sumar y restar hay que hacer uso de facultades cognitivas y psicológicas: para solventar un problema hay que hacer uso de nuestra capacidad de lógica y abstracción. El calculo mental CM) es una estrategia de aprendizaje que con la llegada de los dispositivos tecnológicos ha sido desplazada.

Sin embargo, el desarrollo de la atención, la concentración y la capacidad de memoria en niños durante la primera etapa de aprendizaje esta demostrada según el dominio de las capacidades de cálculo mental.

Otro de los privilegios de practicar calculo mental es la expresión y creación de estrategias numéricas que pueden extrapolarse a otros ámbitos de la cotidianidad fuera de ejercicios numéricos debido a la capacidad de asociatividad, familiaridad y distribución de ejercicios con cierto grado de complejidad.

Capacidad de calculo mental

Sopa de letras

Una sopa de letras común consiste en una cuadricula geométrica que encierra letras no dispuestas al azar como nos deja visto, dentro de ella hay una serie de palabras que podemos encontrar y encerrar en casillas según sea el uso de la capacidad de atención consciente que empleemos.

Las palabras a encontrar pueden estar dispuestas alrededor de una temática o de un objetivo, por ejemplo secuencias alfabéticas, por ser un pasatiempo común es fácil encontrar sopas de letras en periódico y revistas de la localidad sin embargo, podes armarlas en casa copiando algunas plantillas.

Juego de palabras

Completar con consonantes espacios vacíos para hallar una palabra o al revés, es un ejercicio que necesita el uso de la capacidad de evocar recuerdos desde la memoria remota. Bien sea sacando a la luz recuerdos que hemos aprendido o haciendo uso de la capacidad de memoria para comprar lo que conocemos con lo que buscamos el fin sera encontrar una palabra deseada.

Actualmente los mercados disponen de juegos de mesa que pueden asemejar la dinámica como scrabble ®. Siempre y cuando debas usar tu capacidad evocativa y comparativa estarás ejercitando la memoria.

Trivialidades

Elige una fecha especifica de alguna festividad histórica o religiosa de tu país y memoriza una al día, al fin de la semana recuerda todas las fechas con algo importante de ese evento para lograr esto tendrás que leer. De todas las formas que existen para entrenar el cerebro, leer es el mejor ejercicio para la memoria.

Ejercicios para la memoria: lectura

La lectura y la memoria

La lectura es un proceso cognitivo cuya finalidad es difundir y distribuir conocimientos a través del tiempo. Leer condiciona nuestro pensamiento porque a partir de la lectura adquirimos nuevas capacidades lingüísticas. Hay que recordar que el lenguaje depende directamente de nuestro pensamiento; ambos procesos mentales funcionan como un engranaje.

La lectura sustenta la base de la actividad mental: mediante ella abrimos nuestra mente a nuevos conocimientos que son procesados y almacenados en nuestra memoria. A partir de la memoria creamos una experiencia o perspectiva que modifica nuestro pensamiento y posterior habilita en nuestro repertorio de habilidades nuevas capacidades lingüísticas.

Por todo lo anterior, leer es la puerta de entrenamiento de los procesos cognitivos y que además nos prepara para los procesos de socialización mediante la adquisición de capacidades comunicativas; por ejemplo: nuevos conocimientos para transmitir.

En activa tu cerebro te recomendamos comenzar a leer más que como una rutina como un mero placer; leer provee conocimientos que generara beneficios en tus capacidades cognitivas a largo plazo. Elige un libro, una revista, un periódico local o pasea por nuestras páginas y deléitate con toda la información que disponemos para ti.

Recomendaciones

Entrena tu cerebro según tus necesidades y posibilidades: crea grupos de lectura con tus vecinos o amigos, práctica más juegos de mesa con tus hijos en los ratos libres; sobre todo no seas rígido. Las rutinas para practicar ejercicios para la memoria los decides tú.

No hay un lugar adecuado o correcto para leer o resolver una sopa de letras. El lugar y el tiempo ideal sera siempre el que tu elijas.

¡Activa tu cerebro y continúa leyéndonos!

Deja un comentario