El poder precautorio general en la patología de Alzheimer

La ley recoge diversas fórmulas legales para asegurar que se cumpla la voluntad de la gente que más adelante pudieran ver cancelada su capacidad de expresarla, como en la situacion de estar afectado por la patología de Alzheimer. Entre ellas se encuentra el poder preventivo general que enseñamos en el artículo, con el aval del Colegio de Notarios de Cataluña.

El poder precautorio general, ¿qué es precisamente?

El poder precautorio general es una fórmula legal que deja designar a una persona, personas o institución para que represente nuestros intereses. El documento siempre y en todo momento puede ser revocado por el otorgante, que puede fijar un control y dejar especificadas por qué razón causas se extinguiría el poder. Este documento es eficaz en vida y se extingue con la desaparición de la persona.

Hay dos tipos de poderes precautorios en general:

  • Riguroso. En un caso así, el apoderado solo tiene la capacidad de accionar en el momento en que el la persona con Alzheimer padece el estado de incapacidad pensado en el apoderamiento.
  • Con subsistencia de efectos en caso de incapacidad. El gerente puede utilizar el poder desde el momento en el que este fué otorgado, o desde una fecha detallada en el mismo. En un caso así no hay necesidad de esperar a que el poderdante padezca algún estado de incapacidad.

¿Por qué razón es útil el poder precautorio general?

El poder precautorio general es de mucha ayuda, pues se utiliza para remarcar a quien se eligió para los cuidados. Este suceso puede simplificar y abaratar de manera notable su actuación como representante jurídico y económico. Es la opción mejor para llevar a cabo prevalecer los intereses de la persona con Alzheimer y será de gran herramienta para organizarse a nivel familiar.

Es gracias a este documento que los apoderados van a poder gestionar el patrimonio, sin necesidad de asistir a un procedimiento de incapacitación judicial por patología de Alzheimer, considerablemente más largo y costoso.

Si otro familiar solicitase la incapacitación, el juez decidiría si sostener la validez del poder precautorio o su anulación.

¿Cuánto cuesta y de qué forma puede pedirse?

El poder preventivo general puede ser solicitado cualquier ocasión de la vida adulta y antes que se haya producido la pérdida de la capacidad por la enfermedad de Alzheimer. Su coste es de aproximadamente unos 130 euros y debe pedirse al notario.

Información avalada por el Colegio de Notarios de Cataluña.

Deja un comentario