qué es, tipos y características

Voilá, epifanía, encenderse la bombilla… todas y cada una ellas son expresiones que se refieren a un mismo fenómeno: el aprendizaje por insight.

Este término tiene relación a aquella situación en la que, de repente y sin que nos la aguardábamos, observamos las relaciones entre dos cosas que, en apariencia, no la tenían.

Los insights fueron fundamentales en el avance de la ciencia y de la raza humana misma a lo largo de su crónica, puesto que los grandes descubrimientos y también inventos no son puros productos del ensayo y el fallo, sino más bien asimismo de la revelación repentina. Veámoslo a continuación.

¿Qué es la educación por insight?

En psicología, la educación por insight es ese fenómeno que se genera en el momento en que contamos una comprensión inmediata de una relación causa-efecto en un contexto preciso. Se trata de un nuevo conocimiento que se genera por introspección, esto es, teniendo unos conocimientos ciertos en nuestra memoria que, de repente, vemos que podrían estar relacionados y nos dan una nueva visión y comprensión de la verdad.

Verdaderamente, un insight es un conocimiento que surge en nuestra mente por sí mismo, a partir de la relación de 2 conceptos, ideas y entendimientos separados. También puede ser el resultado de ver bajo una nueva óptica un fenómeno cotidiano o prestar atención a algo que, de normal, no nos fijábamos demasiado. La educación por insight da sitio a las ideas tras expresiones populares como “prenderse una lámpara”, “instante de voilá” y “tener una epifanía”.

La primordial escuela sicológica que estudió el insight fue la Gestalt, si bien el primero en investigar sobre esta clase de estudio fue el psicólogo y lingüista Karl Bühler. De acuerdo con Bühler, el insight es uno de los procesos escenciales del aprendizaje y se puede encontrar en otras especies a una parte de la nuestra, más que nada en los primates superiores como evidencian estudios llevados a cabo por Wolfgang Köhler.

En la clase humana este fenómeno fué el responsable de una gran parte de la creatividad, cultura y desarrollo tecnológico y científico que nos diferencia del resto de animales.

Géneros de insight

La idea del estudio por insight ha despertado bastante interés desde que fuera planteado durante la primera mitad del siglo XX. Si bien no es una clasificación clausurada, hoy en día se cree que existen tres formas principales de este género de aprendizaje: ruptura de modelo, contradicción y conexión. Los vemos más intensamente a continuación.

1. Insight por separación de modelo

La cabeza humana tiende a clasificar y también interpretar el mundo basado en sus vivencias pasadas. Cuando estamos con una situación cualquiera, buscamos inconscientemente en nuestra memoria algún recuerdo, aprendizaje o experiencia que nos sirva para saber cómo superarla, sobre todo si vemos en esa situación algún aspecto que nos es familiar.

La utilización de heurísticos es una manera rápida y eficaz de procesar la información famosa, perfecto para enfrentarse a inconvenientes rutinarios pero ¿qué ocurre cuando la situación es completamente nueva y desconocida? En un caso así seguimos intentando encontrar información en nuestra memoria para ver si disponemos algo que nos ayuda para escapar del paso, pero aquí no nos funciona. Los heurísticos nos pueden llevar a cabo pasar por alto cierta información o tratar de resolver la nueva situación de manera poco efectiva.

En este caso, el insight se va a dar cuando la persona abandone su estilo de pensamiento frecuente. Para las situaciones nuevas no nos sirve pensar y accionar del mismo modo que en los contextos rutinarios. Nos es necesario pensar de forma diferente, y la utilización de heurísticos es algo negativo puesto que nos puede llevar a cabo pasar por prominente información o hacer que intentemos solucionar la nueva situación de una manera poco efectiva. Es requisito romper con el modelo, cambiar de mentalidad.

Es esta clase de insight el que podemos ver de manera frecuente en juegos con las palabras, puzzles, interrogantes y demás juegos de ingenio, aparte de ser el tipo de insight tras la imaginación y la puesta a prueba de novedosas estrategias.

2. Contradicción

Otro género de aprendizaje por insight es el que se genera en el momento en que advertimos una contradicción en una situación familiar, una situación que hasta hacía poco nos resultaba totalmente habitual y congruente. Al detectar tal discordancia empezamos a preguntarnos qué otras caracteristicas podrían estar equivocados en un modelo, situación o conocimiento que poseamos.

Esto supone tomar una visión crítica sobre la verdad que, hasta ese momento, asumíamos como verídica. Cierto que no tiene por qué razón estar equivocado, pero intentando encontrar información que falle tenemos la posibilidad de plantearnos novedosas cuestiones y establecer nuevas opiniones.

Asimismo puede darse un cambio en nuestro sistema de creencias al notar que aquello en lo que creíamos no era tan cierto como pensábamos. Ponemos en duda que nuestra visión de todo el mundo sea la adecuada y procuramos nuevos datos.

3. Conexión

Por último encontramos el género de estudio por insight más habitual: el de conexión. Como su nombre señala, este se establece desde la conexión entre 2 o mucho más conocimientos de forma súbita, relacionando datos que no semejan estar relacionados entre sí pero que, al asociarlos, conseguimos un nuevo conocimiento.

Somos capaces de aplicar lo que hemos visto en una situación y mover esa información a un nuevo inconveniente que antes no sabíamos de qué manera solucionar.

¿Qué utilidades tiene la educación por insight?

Llegados a este punto tenemos la posibilidad de entender la relevancia del aprendizaje por insight. Este tipo de aprendizajes basados en revelaciones y epifanías nos dejan realizar descubrimientos que no nos estarían disponibles de otra manera.

Como hemos comentado, este tipo de aprendizaje ha sido fundamental para la historia de la humanidad, puesto que muchos inventos, descubrimientos e ideas novedosas han surgido a partir de “momentos de voilá”. El saber por insights nos hace avanzar de manera repentina, al paso que el ensayo y fallo es un proceso más tedioso y largo.

Pero como todo lo bueno en esta vida los insights tienen un inconveniente: son completamente incontrolables y súbitos. En verdad, como surgen de forma espontánea y sin que podamos sospechar que nos sucederá, son conocidos como epifanías tal y como si de una revelación religiosa se trataran. Jamás sabremos cuándo tendremos uno de estos instantes tan vitales para expandir nuestro conocimiento y tener ideas recientes.

No obstante, y pese a su incontrolabilidad, hay personas que muestran una mayor inclinación a presenciar estos fenómenos. Se cree que los aprendizajes por insight son característicos de personas con una alta sabiduría y estarían relacionados con el pensamiento lateral, esto es, la capacidad de observar ocasiones desde perspectivas muy diferentes a de qué forma las ven los demás.

Esto no quiere decir que haya personas que sean inútiles de presenciar esta clase de aprendizajes. Todos somos capaces de tener aprendizajes por insights, solo que sí es verdad que una mayor sabiduría puede aumentar las opciones de vivirlos. Además de esto, es viable entrenar la capacidad de tener insights a través de el fomento del espíritu crítico, observar todos los detalles de la situación en la que nos encontremos y hacernos toda clase de preguntas, incluso en las ocasiones que suponemos saber.

Deja un comentario